La Ciclogenesis explosiva que recorrió parte de la península el pasado día 26 de febrero, dejó en Santa Elena vientos cercanos a los ochenta kilómetros/hora, motivo por el cual varios pinos cayeron al suelo en el área recreativa de La Aliseda, uno de ellos centenario de cerca de 30 metros de altura, que destruyó en su caída las instalaciones de los servicios situados en esta zona.
Regresar al inicio